De la mano del especialista Tinkervan, Peugeot llega al segmento del ‘caravaning’ con la transformación del Traveller, al que posteriormente se unirá el Rifter. Diseñadas para disfrutar al máximo de la aventura y el ocio son el perfecto complemento para conectar con la naturaleza. 

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

El sueño de muchos amantes de la aventura es poder llevarse la casa a cuestas para así gozar de todas las comodidades de su hogar. Una ilusión que ahora puede cumplirse de la mano de Peugeot. La marca del león desembarca en el segmento de los vehículos ‘camperizados’ con sus dos grandes apuestas de confort y modularidad: el Traveller y el Rifter, demostrando que la moda del caravaning está completamente en alza.

Para ello, la firma francesa ha escogido un socio de lujo: Tinkervan. Esta empresa de Huesca, fundada hace sólo 14 años, ha logrado hacerse un nombre entre los aficionados a las actividades al aire libre. La calidad en sus acabados, el uso de tecnologías avanzadas, (como la impresión 3D) o lo sencillo, práctico y poco invasivo que sus transformaciones generan en la personalidad del vehículo de origen son algunos de sus puntos más fuertes.

Único en su especie

La gran apuesta de Peugeot para el segmento camperizado la protagoniza, sin duda, el Traveller. Disponible en tres longitudes de carrocería, 4,60, 4,95 y 5,30 metros, una de sus grandes virtudes es que su altura total no supera los 1,90 metros, mientras que si se equipa la opción del techo elevable que se convierte en cama, este dato se queda en 1,98 metros. De esta forma, podrá aparcarse en cualquier aparcamiento, incluso si este es subterráneo, convirtiéndole en el modelo más polivalente de su categoría.

En lo referente a las transformaciones, Tinkervan propone cuatro niveles bien diferenciados, adaptándose así a todas las exigencias de los clientes. Cogiendo como base los equipamientos del Traveller, Allure, Active, Business o Business VIP, la empresa oscense permite configurarlo al gusto mediante el equipamiento camperizado a elegir entre el Happy, Sunset, Sunset con techo elevable y Dreams.

Con personalidad propia

Todos mantienen el amplio confort y calidad del Traveller, añadiendo los toques personales de la camperización. Así, en el primer nivel, Happy, el usuario gozará de un espacio tipo salón en la zona trasera, con una mesa plegable y la opción de girar los asientos. También incorpora una batería auxiliar, toma de 12 voltios, USB y luces LED integradas. Su precio, 2.800 € a añadir sobre el equipamiento escogido.

Por encima, el equipamiento Sunset suma calefacción Webasto estacionaria con programador y kit de altura (para que funcione a partir de 1.500 metros), inverter Waeco de 550 W o protectores en el paragolpes trasero. Su precio, 1.750 € sobre el Happy. En este ya se puede añadir el techo elevable con una cama de 2 x 1,30 metros ideal para dos adultos y con una habitabilidad máxima de 2,50 metros. Todo ello por un precio de 7.450 € frente al acabado Happy.

Para los más aventureros, Tinkervan y Peugeot proponen el equipamiento Dreams con el que tendremos, por otros 4.800 € adicionales al acabado Sunset, la máxima expresión de la camperización. A todo lo comentado anteriormente se suma un completísimo mobiliario compuesto por una nevera fija de 40 litros, toma de 220 V, dos armarios con persiana para almacenaje, módulo de cocina extraíble con un fuego y una pica. Ni que decir tiene que todo el mobiliario puede extraerse para ser colocado en el exterior, incluso en días de lluvia gracias a otras opciones adicionales como los toldos laterales.

Todos estos acabados cuentan con la opción de sumar otro espacio denominado ‘cama sobre asiento’, mediante el cual se puede obtener una cama para niños en toda la zona del maletero o, combinándolo con los asientos traseros abatidos, una cama de adultos con colchón viscoelástica y espuma de alta intensidad. Además, se puede sumar un accesorio de ducha portátil.

Como comentábamos, Tinkervan se encarga de todo el proceso de transformación, así como de las homologaciones pertinentes. El único dato a tener en cuenta es que para tener la Traveller completamente camperizada habrá que esperar entre mes y medio o dos meses (quizá más) en función del equipamiento elegido.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Tecnológicamente avanzado

Con todo, decir que la lista de precios del Traveller arranca en los 26.100 €, por lo que un Traveller by Tinkervan con nivel de equipamiento Happy puede ser suyo por 28.900 €. Todo ello sin obviar que pese a la transformación, estas ‘caravanas’ incorporan toda la tecnología propuesta por Peugeot, tanto a nivel de confort y seguridad, como mecánica.

Disponible con motores diésel BlueHDI de 120, 150 y 180 CV, entre sus virtudes están la transmisión automática de 8 relaciones EAT8, el sistema de navegación Peugeot 3D Connected NAV, el sistema de motricidad Grip Control que incorpora neumáticos M+S,

También con el Rifter

Y no solo eso, sino que Peugeot y Tinkervan están trabajando en ofrecer todas estas opciones de camperización en el nuevo Rifter. De esta forma, el vehículo más modular de la gama media de Peugeot se convertiría también en el primero de su categoría en ‘caravanizarse’.

Siempre asociado a la carrocería larga, ambas empresas nos hablan de techo elevable con cama de fácil montaje (en menos de tres minutos lo tendríamos), calefacción estacionaria, salón con mesa extraíble, batería auxiliar…

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *